"
| Todo el Mishné Torá | El Libro de la Ciencia | Las Leyes de los Fundamentos de la Torá | Todos los capítulos |
Capítulos : 1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | 10


Las Leyes de los Fundamentos de la Torá

Capítulo Uno

, . ; , . [] , . [] , : ; , . 1 El principal de los funtamentos y el pilar de la sabiduría es comprender que existe un Ser primario. Y debido a Él todo existe; y todo lo existente, desde el cielo hasta la tierra y lo que hay entre ellos, no existiría de no ser por su veracidad existencial. Y de suponerse que Él no existiera ninguna otra cosa podría existir. Y de suponerse que no existiera existencia alguna a excepción de la suya, sólo Él existiría, no anulándose debido a la anulación del resto ya que todo lo existente le necesita, no necesitando Él, bendito Sea, ni siquiera de uno de ellos.
. [] "' " ( ,)-- , . " , " ( ,), . 2 Por lo tanto su veracidad existencial no es como la de ellos. Siendo ésto lo que dice el profeta: "Y el Señor, Dios, es la verdad" (Jr. 10:10) Suya es la veracidad existencial, careciendo cualquier otro de una como la Suya. Siendo ésto lo que dice la Torá: "no hay otro aparte de Él" (Dt. 4:35), es decir que no existe existencia alguna aparte de la Suya, como Él.
[] -- , . , , , ; , . 3 Tal Existente es el Dios del Universo, el Señor de toda la tierra. Siendo Él quien conduce al mundo con un fuerza infinita e indeleble, una fuerza ininterrumpida, ya que el planeta gira siempre, siendo imposible que girase careciendo de un rotador; siendo Él, bendito Sea, quien lo rueda, sin mano ni cuerpo.
[] , " ' " ( ,; ,). , -- , "- , -" ( ,; ,); , . 4 Siendo la percatación de esto un Precepto Positivo, como está escrito: "Yo soy el Señor tu Dios" (Ex. 20:2; Dt. 5:6). Y todo aquel que infiera que existe una divinidad aparte de Él transgrede un Precepto Negativo , como está escrito: "no tendrás otros dioses" (Ex. 20:2; Dt. 5:6); y apostató del principio, ya que ese es el principal principio del cual todo depende.
[] -- , , : , ; . 5 Este Dios es uno, no dos ni más de dos sino uno, no habiendo entre las otras unidades existentes una unicidad como la suya. No es uno como algo compuesto de muchas unidades ni uno como un cuerpo que se divide en aparatos y extremidades sino una unicidad como la cual no hay otra en el universo.
-- , . -- , . , . 6 De haber sido las divinidades muchas, habrían sido corporales y materiales ya que los contables de existencia semejante no se separan los unos de los otros sino como consecuencia de hechos que afectarían a los cuerpos y las materias. Y si fuera el Creador un cuerpo y una materia, tendría fin y término ya que es imposible que exista un cuerpo infinito. Y la fuerza de todo aquello que tiene fin y término tiene fin y conclusión.
, , , . , ; . -- , " , : , " ( ,). 7 Y nuestro Dios, bendito sea su Nombre, por cuanto su fuerza es infinita e ininterrumpida ya que el planeta gira siempre, no es ella corporal. Y puesto que no es Él corpóreo, no le afectarán acontecimientos corporales que dividen y apartan de otro; por lo cual es imposible que sea sino uno. Y el percatarse de ésto es un Precepto Positivo como está escrito: "El Señor es nuestro Dios, el Señor es Uno" (Dt. 6:4).
, : " ' , " ( ,; ,), . " , -" ( ,), "- , " ( ,); , . 8 De hecho tanto la Torá como la Profecía expresan, implícitamente, que Dios, bendito Sea, carece de cuerpo y figura, como está escrito: "Pues el Señor vuestro Dios, Él es el Dios arriba en el cielo y abajo en la tierra" ( Vea Dt. 4:39; Jos. 2:11), no siendo posible para el cuerpo estar en dos lugares a la vez. Y como está escrito: "pues no visteis ninguna imagen" (Dt. 4:15), y como está escrito: "¿Y a quién me compararéis, y me le asemejaré?" (Is. 40:25 ); y de ser corpóreo se asemejaría al resto de los cuerpos.
" " ( ,), " " ( ,; ,), "-'" ( ,; ,; ,), " '" ( ,), " '" ( ,; ,), -- , ; . , "- " ( ,), ; , . 9 Entonces, ¿qué significa lo dicho en la Torá: "y bajo sus pies" (Ex. 24:10), "escritas por el dedo de Dios" (Ex. 31:18; Dt. 9:10), "la mano del Señor" (Ex. 9:3; Nm. 11:23; Dt. 2:15), "los ojos del Señor" (Dt. 11:12), "oídos del Señor" (Nm. 11:1; Nm. 11:18), y cosas por el estilo? Todo se adapta a la capacidad de percepción de los humanos ya que éstos no comprenden sino lo corpóreo; así que la Torá utilizó lingüística humana. No siendo lo mencionado sino motes, como está escrito: "Si afilara el brillo de mi espada" (Dt. 32:41), ¿es qué acaso tiene un espada y con ella mata? No, sino es una ejemplificación, siendo todo lo anterior ejemplificaciones.
, " " ( ,), " " ( ,); , . , . , ; " , ; - , " ( ,). 10 Un prueba de tal cosa es que un profeta vió a Dios, bendito Sea, "su vestido como la blanca nieve" (Dn. 7:9), mientras otro le vió "de escarlato ropaje desde Batserá" (Is. 63:1); viéndole Moshé Rabenu mismo sobre el mar como un valiente guerrero y vióle en el Sinaí cubierto como un Sheliaj Tsibur. Es decir que Él no tiene ni apariencia ni forma alguna, atribuyéndosele toda figuración a la profecía y a la visión. Y siendo la veracidad inherente imposible de ser comprendida y excogitada por raciocinio humano, refiriéndose a ésto la Escritura al decir "¿acaso la disquisición de Dios lograrás? o ¿acaso la finalidad del Todopoderoso discernirás?" (Jb. 11:7).
[] " , -" ( ,)-- , , ; , . , . 11 ¿Qué fue lo que Moshé Rabenu pretendió excogitar cuando dijo: "Ruégote que me muestres tu gloria"? (Ex. 33:18) Pretendió entender la veracidad existencial de Dios, bendito Sea, hasta que le sea tan perceptible como lo es la percepción de cierta persona cuyo rostro viera y cuya figura se le fijara en su interior, siéndole así ella perceptiblemente individualizada del resto; asimismo pretendió Moshé Rabenu que la existencia de Dios, bendito Sea, le fuera individualizada en su corazón de la existencia del resto de lo existente, hasta que captase su veracidad existencial tal cual es. Y le respondió, bendito Sea, que el hombre viviente, debido a su constitución corpórea y espiritual, carece de la capacidad comprensiva necesaria para excogitar la veracidad de tal cosa plenamente.
, , , ; , ", -; , " ( ,). 12 Y le explicó, bendito Sea, aquello que nadie que le anteceda supo ni lo sabrá nadie que le preceda, hasta que excogitó de Su veracidad existencial algo perceptiblemente diferente en Él respecto del resto de lo existente. Tal cual individualizaría perceptiblemente a cierta persona, cuya espalda haya visto y haya excogitado todo su cuerpo y su vestimenta, respecto de otras; y este hecho lo insinuó la Escritura al decir: "y verás mi espalda, y mi rostro, no lo verás" (Ex. 33:23).
[] , : , , , , , . , ; , . 13 Y ya que se ha aclarado que no es ni un cuerpo ni una materia se sobreentiende que no le acontecería nada que afecte a un cuerpo; ni unión ni escisión, ni sitio ni dimensión, ni subida ni bajada, ni derecha ni izquierda, ni faz ni reverso, ni asentamiento ni erguimiento. Y no siendo su existencia temporal, carece de principio y fin, no afectándole el paso de los años; y no muta ya que no hay nada que le provoque cambio alguno.
, , , , , . , , . 14 Y no le es peculiar ni la muerte ni la vida -tal cual la vive un cuerpo vivo-, ni la estupidez ni la sabiduría -cual aquella del hombre sabio-, ni el sueño ni el despertar, ni el enojo ni la risa, ni la felicidad ni la tristeza, ni el silencio ni el habla -cual el habla humana-. Tal cual lo dijeran los Sabios: "No hay arriba ni asentamiento ni erguimiento, ni cerviz ni faz".
[] , -- , " , " ( ,), " " ( ,), "- '" ( ,), . , . " " ( ,); " ', " ( ,), , . , " ---- " ( ,). , . 15 Y siendo así, todas aquellas cosas -y sus semejantes- que se dijeran en la Torá y la profecía no son sino ejemplificaciones y metáforas, como está escrito: "El que mora en los cielos reirá" (Sal. 2:4), "ensañáronme con sus nonadas" (Dt. 32:21), "que como regocíjase el Señor" (Dt. 28:63), y otras semejantes. Acerca de todo eso dijeron los Sabios: "La Torá utilizó lingüística humana". Y así también dice Él: "¿Acaso a mí me encrespan?" (Jr. 7:19); asimismo dice Él: "el Señor, no mudó" (Ml. 3:6), y de estar a veces furioso y a veces alegre denotaría mudanzas. Y todas esas reacciones no son propias sino de los cuerpos toscos y bajos "quienes habitan casas de arcilla cuyos fundamentos están en el polvo" (Jb. 4:19). Pero Él, bendito Sea, se eleva y ensalza allende todo eso.

| Todo el Mishné Torá | El Libro de la Ciencia | Las Leyes de los Fundamentos de la Torá | Todos los capítulos |
Capítulos : 1 | 2 | 3 | 4 | 5 | 6 | 7 | 8 | 9 | 10

¿Tiene Ud. alguna pregunta? ¡Le invitamos a formulárnosla!